En las escuelas de la comunidad de Goshen, la diversidad fortalece

Colaboración en la formación sobre la diversidad • Lo bueno de Goshen

Las escuelas de la comunidad de Goshen, Goshen Community Schools, es el hogar de una comunidad de aprendizaje diversa que representa un sinfín de culturas, grupos étnicos, creencias religiosas y trasfondos socioeconómicos. Es colorido y complejo, y a veces desordenado; y el complejo escolar no lo querría de ningún otro modo.

El acogimiento de la fuerza en las diferencias

La composición del cuerpo estudiantil de Goshen Schools es un reflejo directo de la población del condado de Elkhart, que se encuentra en continua transformación. Expliquémoslo en términos numéricos: Elkhart tiene una de las mayores poblaciones latinas del estado, saliendo empatada con los condados de Clinton y Cass. La población latina forma casi el 30 porciento de la ciudad de Goshen. Una gran parte de la creciente población latina se conforma de los conocidos como la generación Y y la Z, lo cual se ilustra claramente con el hecho de que poco más del 50 porciento de la comunidad estudiantil de Goshen Community Schools es latina.

Pero, por supuesto, la diversidad de Goshen Community Schools ni empieza ni termina con su población latina; la población escolar abarca toda la gama dentro de casi toda escala medible o inmedible. Un par de ejemplos de lo medible, tal vomo se refleja en los datos de la ciudad: El veintiocho porciento de la población de Goshen habla un idioma que no es inglés, en casa, y el 16 porciento de la población nació en otro país – lo cual torna a la ciudad (¡y a sus escuelas!) en una dinámica y colorida mezcla de culturas y tradiciones.

Al reconocer las numerosas ventajas que ofrece la diversidad, los administradores han tomado decisiones intencionales de acogerla con brazos abiertos. Al celebrar su diversidad, el sistema escolar hace de sus pasillos, salones de clase y campos de juego, sitios más alegres, seguros y productivos para cada estudiante.

“No representa diferencia alguna para nosotros el que su familia haya formado parte de nuestra comunidad durante generaciones, o si su familia es nueva en nuestra comunidad”, escribió la superintendente Diane Woodworth en una carta publicada a los padres el 21 de noviembre del 2016. “Goshen Community Schools es un lugar seguro en el que se ofrecerá a todo estudiante la oportunidad de aprender y crecer sin temor”.

La sensibilización, la concientización y la respuesta en acción

En el otoño del 2016, los administradores de la escuela iniciaron una colaboración con Gilberto Pérez, Jr., experto local en el entrenamiento sobre la diversidad, de Goshen College. (Quizás reconozcan su nombre, ya que hemos escrito sobre Gilberto anteriormente. Aquí podrán leer más sobre su labor.)

A inicios de octubre, Gilberto y dos de sus colegas, Richard Aguirre, director de Relaciones empresariales y de fundaciones de Goshen College, y Rocío Diaz, la coordinadora de Participación entre culturas en la comunidad, del Centro para la educación intercultural e internacional (CIIE, por sus siglas en inglés), se reunieron con los administradores de GCS durante una sesión de entrenamiento y sobre la sensibilidad ante la diversidad; la primera de muchas.

“La colaboración se trata del aumento de la conciencia”, dijo Gilberto. “Queremos crear espacios en los que los administradores de las escuelas puedan aprender más sobre las culturas de sus estudiantes. Queremos que el liderazgo educativo comprenda las diferentes formas en las que los estudiantes trabajan, sus culturas y cómo toman sus decisiones”.

Sus reuniones ya han generado la acción positiva. Rocío está trabajando a fin de ayudar a que la escuela intermedia Goshen Middle School ofrezca talleres educativos para los padres, y la profesora Jody Saylor, quien ha finalizado su entrenamiento a través de la Iniciativa de reforma escolar, ofrece a los maestros de Goshen Middle School, un entrenamiento mensual sobre Las comunidades de aprendizaje intencional.

“Si logramos aumentar la sensibilidad de los maestros, se transformará toda la cultura de la escuela”, dijo Jody. “La sensibilidad afectará directamente a los estudiantes. Tiene efecto sobre lo que están aprendiendo y sobre el modo en el que se relacionan con los maestros, y sobre cómo aprenden a relacionarse entre sí”.

Lisa Herschberger, la directora asistente del 7° grado de la escuela media Goshen Middle School, trabajó con Gilberto y Jody para crear una “capacidad de respuesta cultural” dentro de la escuela, antes de asumir su actual puesto como maestra instructora que ha ejercido por cinco años. Lisa organiza grupos pequeños en los que los maestros pueden conversar sobre temas y asuntos relacionados con la diversidad. La idea es crear en los maestros, una conciencia alrededor de los trasfondos de los estudiantes, a animarlos a escuchar las necesidades de los estudiantes y a proveer apoyo.

“Estamos esforzándonos por conocer, de verdad, a nuestros estudiantes; saber cómo aprenden y cuál es su punto de partida”, dijo Lisa. “No solo saber de dónde provienen geográficamente, sino quiénes son y cómo operan”.

Aunque es cierto que la capacidad de acción en respuesta a la cultura beneficia a los estudiantes, el entrenamiento se trata, en gran medida, de convertir a los maestros y administradores nuevamente en estudiantes.

“Al convertirnos en estudiantes, reconocemos que necesitamos obtener mayor conocimiento si queremos mejorar y servir mejor”, dijo Gilberto.

Gilberto y su equipo están trabajando para aumentar la sensibilidad cultural de todos los estudiantes. Esto significa el tomar en consideración el hecho de que todo estudiante, sin distingo del color de su piel ni su trasfondo étnico, contribuye un grupo único de características al salón de clase.

“El sistema escolar está haciendo la preguntas indicadas”, dijo Gilberto. “Están preguntado ‘¿Cómo nos convertimos en personas que respondemos mejor a los estudiantes’? y ‘¿Cómo ser más culturalmente sensibles’? Quizás aún no tengan las respuestas; eso está por revelarse. Pero están ampliando más la conversación.

Escuelas que reflejan ‘la riqueza de la diversidad’ de la nación

Por suerte, el futuro del programa rebosa de potencial. No solo continuará en el 2017 la colaboración, sino que Gilberto y su equipo esperan ofrecer una oportunidad a los administradores de GCS, de terminar la Evaluación de inteligencia cultural que entrena a los docentes para ser sensibles al ejercer su labor abarcando una amplia gama de contextos culturales. A partir de ese momento, los maestros dentro de las escuelas podrían dirigir los entrenamientos.

Al ser los administradores y maestros más activos en respuesta a las diferentes culturas, los estudiantes inevitablemente se beneficiarán. Sin embargo, los estudiantes de GCS son personas que han crecido jugando en los mismos campos de juego, han aprendido en los mismos salones de clase, y han formado amistades para toda la vida con compañeros de todos los trasfondos culturales y étnicos. Para muchos de ellos, es normal acoger la diversidad.

“Al observar a los estudiantes de GCS a lo largo de los años, me parece que la mayoría de ellos no ven diferencias”, dijo Lori Martin, asistente ejecutiva de Diane Woodworth, la superintendente de GCS. “Ellos sencillamente ven a sus amigos y compañeros”.

“Nuestro país en un maravilloso surtido al azar de personas que viven y trabajan juntas”, continuó Marin. “Y al igual que nuestro país, nuestras escuelas reflejan la misma riqueza de diversidad. Estoy agradecida de trabajar en un sitio que valora la diversidad de la comunidad de estudiantes, familias y empleados”.

Así como se refleja en la fuerte labor y pasión de los administradores y maestros de las escuelas, y del personal de Goshen College, es claro que una de la lecciones más importantes que forma parte del currículo educativo de Goshen Community Schools es el hecho de que siempre existe un beneficio en el aprender de otras personas – es especial cuando son diferentes a uno.

Colaboración en la formación sobre la diversidad • Lo bueno de Goshen

“No representa diferencia alguna para nosotros el que su familia haya formado parte de nuestra comunidad durante generaciones, o si su familia es nueva en nuestra comunidad.”

Colaboración en la formación sobre la diversidad • Lo bueno de Goshen

“Queremos que el liderazgo educativo comprenda las diferentes formas en las que los estudiantes trabajan, sus culturas y cómo toman sus decisiones.”

Colaboración en la formación sobre la diversidad • Lo bueno de Goshen

“Estoy agradecida de trabajar en un sitio que valora la diversidad de la comunidad de estudiantes, familias y empleados.”

Fotógrafa de Lo bueno de Goshen • Ashley Ganger, Lynne Zehr
Editora de Lo bueno de Goshen • Liz Shenk
Traductor de Lo bueno de Goshen • Susana Cabezas

¿Tiene una historia que quiere contar?

¿Tiene una historia sobre alguien que contribuye al bien mayor de Goshen? ¡Lo invitamos a compartirla!

Cuéntenos su historia