Construyendo la paz juntos desde Goshen, Indiana

La ciudad de Goshen podría aparentar estar muy lejos de los centros de actividad política como
Washington, D. C., pero un hombre de Goshen se pasa los días viviendo en Goshen a la vez que se mantiene activo en los asuntos internacionales.

 

Steve y Phil Thomas – Lo Bueno de Goshen

     

Steve y Phil Thomas son dos hermanos que han elegido como su misión de vida, el ayudar a las personas a llevarse bien, tanto dentro de la ciudad de Goshen, como alrededor del mundo.

Desde el 2005, Philip Thomas (graduado de Goshen College en el 87) ha estado trabajando como consultor principal para múltiples agencias de la Organización de las Naciones Unidas, incluyendo el apoyo a la Misión de asistencia en Afganistán de la ONU, y ofreciendo apoyo directo al presidente, al primer ministro, y al liderazgo superior del recién electo gobierno de Somalía – A la vez que proclama que Goshen es su hogar.

Phil y su hermano Steve (graduado de Goshen College en el 86) han convertido la pacificación en el meollo de sus vidas y trabajos; ambos también viven en Goshen e imparten lecciones en Goshen College.

Mientras que Phil se ha concentrado más en lo internacional, Steve ha tenido participación en ayudar a cientos de jóvenes de la localidad a resolver asuntos entre ellos de manera no-violenta.

 

 

“La cantidad de servicios humanos para cuidarse unos a otros, en una ciudad de nuestro tamaño, es admirable.”

Luego de servir como pastor por 25 años, Steve dejó ese campo en el 2010 para asociarse con Wess Higginbotham con el fin de expandir un proyecto que ellos habían iniciado en el 2000, llamado “Academia de pacificadores” Peacemakers Academy. El programa usa las artes marciales para prevenir la violencia y transformar el conflicto por medio de la construcción del autoestima y el respeto entre la juventud.

A lo largo de los años, la academia Peacemakers creció hasta incluir programas en Goshen Boys & Girls Club, Oaklawn Psychiatric Center, escuelas e iglesias locales, e inauguró una academia de importancia en el centro de Goshen que ayuda a una variedad de jóvenes de la localidad a aprender a manejar situaciones de matonismo y otras circunstancias difíciles.

Aunque los hermanos Thomas crecieron en las afueras de Goshen, ambos Phil y Steve se trasladaron fuera por un tiempo, para regresar luego a Goshen a criar a sus familias. Ambos comentaron que les atrajo la idea de volver a Goshen por varias razones: la diversidad de la población, el costo de vida, y la comunidad cosmopolita y su nivel de conciencia, pero sobre todo, porque observan cómo las personas se cuidan entre sí.

 

“Uno de nuestros más grandes temores es que no nos conozcan, y no sólo eso, sino que no nos vuelvan a ver. Pero aquí en Goshen, lo ven a uno por todos lados”

Phil es un consejero principal para la Comisión de relaciones comunitarias de la ciudad de Goshen Community Relations Commission, (un Consejo de la ciudad nombrado por el alcalde) que trabaja para promover un ambiente sin discriminación y de igualdad de oportunidad.

“El solo hecho de que tengan una Comisión es muy significativo”, dijo Phil.

Steve mencionó otras organizaciones que le alegra ver aquí: La Casa, The Window, Oaklawn Psychiatric Center y Goshen Interfaith Hospitality Network.

“La cantidad de servicios humanos para cuidarse unos a otros, en una ciudad de nuestro tamaño, es admirable”, dijo.

Mientras que Phil continúa con su labor internacional, Steve ha regresado a su trabajo como pastor y realiza educación para la paz a medio tiempo a la vez que trabaja en “Senderos” Pathways Retreat un centro de retiros espirituales que su esposa, Linda Lehman Thomas (graduada de Goshen College en el 87) y él ayudaron a inciar. Y por supuesto, Steve sigue siendo parte de una comunidad que aprecia.

“En la cafetería The Electric Brew conocen mi nombre y lo que voy a ordenar: saben lo que suelo ordenar en la mañana y saben lo que voy a ordenar por la tarde, y saben a qué hora dejo de tomar café por la tarde”, dijo Steve con una risa. “Se trata de sentir que lo conocen a uno. Uno de nuestros más grandes temores es que no nos conozcan, y no sólo eso, sino que no nos vuelvan a ver. Pero aquí en Goshen, lo ven a uno por todos lados”.

   

Fotografía • Lynne Zehr
Editor • Marlys Weaver-Stoesz
Traductor • Susana Cabezas

¿Tiene una historia que quiere contar?

¿Tiene una historia sobre alguien que contribuye al bien mayor de Goshen? ¡Lo invitamos a compartirla!

Cuéntenos su historia